gtd

El tiempo y su gestión

Publicado el 3 febrero, 2013 | Livia Álvarez Almazán | Motivación

El coaching aporta a la ya tan manida gestión del tiempo otro enfoque, más conectado con el interior de la persona y con el equilibrio de energías. ¿A qué nos referimos?

Si ahora mismo te regalaran dos horas de tiempo, ¿en qué las invertirías? ¿Se las dedicarías al área de tu vida que tienes más abandonada o a algo para lo que sientes que, aunque le dedicas mucho tiempo, necesitas más?

Hablamos de cuatro fuentes de energía interconectadas -energía física, capacidad emocional, energía mental y capacidad espiritual-, y de cuatro posibles estados de dichas energías: rendimiento, supervivencia, agotamiento o recuperación.
La energía física es aquella que incluye hábitos saludables, deporte, descanso, alimentación… La emocional es la que nos aporta alegría, empatía, sociabilidad y va conectada a los momentos que compartimos con las personas a las que queremos y al ocio. La energía mental se refiere al rendimiento, el trabajo, la formación, la planificación…  Y la espiritual es la de nuestros “para qué”, nuestras fuentes de motivación, de perseverancia y de dirección, es la que nos conduce a actuar de una determinada manera.

El exceso de unas energías y la escasez de otras tiene consecuencias. Por ejemplo, un predominio de la energía física sobre la emocional puede generar ira, mientras que si la emocional predomina sobre la física nos puede invadir la pereza. La mayoría de nosotros utilizamos en exceso la energía mental y emocional sin la suficiente recuperación y utilizamos poco la física y espiritual.

gtdSin embargo, las vidas más felices se caracterizan por comprometerse con los retos y, al mismo tiempo, inhibirse periódicamente y buscar la recuperación.

Un sencillo ejercicio consiste en poner en forma de círculo cuatro papeles en el suelo que indiquen los nombres de las energías y posicionarse primero en el lugar en el que consideras que estás habitualmente. ¡Ojo! ¡Piénsalo bien! Equivocarse de ubicación es más fácil de lo que parece. ¿A qué estás dedicando más tiempo actualmente? ¿A qué energía le dedicas menos tiempo?

Y ahora, ubícate en la energía a la que le regalarías esas dos nuevas horas que te ofrecía al principio del post. ¿Se las estás entregando al área que tienes más descuidada? ¿Eso te conduce a una nueva reflexión? O por el contrario, ¿vuelves a entregárselas al área que más tiempo te está consumiendo actualmente? De nuevo, ¿qué reflexión haces al respecto?

¿Tiene que ver la productividad con la vida personal?

La dificultad radica en el equilibrio. Nuestra forma de vida actual suele generar una separación entre la vida personal y la vida profesional que no favorece en absoluto al equilibrio de energías. ¿Acaso vivimos dos vidas diferentes? ¿Realmente tiene sentido separar la vida privada del trabajo? ¿No son las dos caras de la misma moneda?

Una de las trampas de la productividad y la gestión del tiempo consiste precisamente en relacionarla sólo con el ámbito profesional. La consecuencia es un gran desgaste en la vida diaria. El concepto de productividad debería englobar toda nuestra vida, incluyendo el área profesional pero también la personal, de modo que generemos un equilibrio entre estos ámbitos y seamos capaces de vivir lo que tengamos que vivir con menos desgaste.

Para vivir al ciento por ciento debemos estar ejercitados físicamente, conectados emocionalmente, concentrados mentalmente y alineados espiritualmente con nuestros propósitos. La energía -y no el tiempo- es el recurso más valioso.

Información complementaria
  • Programa de radio: Pensamiento Positivo, de Sergio Fernández, sobre Claves para el aprovechamiento del tiempo:

Ir a descargar

Material utilizado

 

Si te ha gustado el artículo, ¡compártelo!

Sobre el autor

Licenciada en Ciencias de la Información, rama Periodismo, por la Universidad Pontificia de Salamanca. Coach ejecutiva y personal. Especializada en comunicación corporativa, es codirectora de 960 Pixels Comunicación. Ha trabajado en los gabinetes de comunicación del Gobierno de Aragón, de Expo Zaragoza 2008 y de Ebrópolis; ha sido la responsable de prensa de la Institución Ferial de Barbastro y de varias ediciones del Congreso de Periodismo Digital. Fue jefa de redacción en Aragón Rutas. Completó su formación en RNE en Aragón y en Agencia EFE.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>